parejadehecho.es.

parejadehecho.es.

¿Es posible superar la infidelidad en una relación?

¿Es posible superar la infidelidad en una relación?

Introducción

Cuando hablamos de relaciones de pareja, uno de los temas más complicados y delicados que podemos encontrar es sin duda la infidelidad. Esta es una situación que puede afectar a cualquier pareja, independientemente del tiempo que lleven juntos, la edad de los miembros de la pareja, o cualquier otra variable que podamos imaginar. Y es que la infidelidad puede ser muy dolorosa para la persona que la sufre, pero también para aquella que la comete. Por eso, en este artículo vamos a intentar responder a la pregunta de si es posible superar la infidelidad en una relación.

¿Qué es la infidelidad?

Para empezar, es importante que tengamos claro qué entendemos por infidelidad. En general, se considera que una persona es infiel cuando mantiene una relación sexual o emocional con alguien fuera de su pareja, sin el consentimiento ni el conocimiento de ésta. Sin embargo, la definición de infidelidad no es universal, y puede variar según la cultura, la religión, la época histórica, etc.

Tipos de infidelidad

Dentro de la infidelidad, podemos distinguir varios tipos. En primer lugar, podemos hablar de la infidelidad emocional, que se produce cuando una persona se siente atraída emocionalmente por alguien que no es su pareja, aunque no haya llegado a mantener relaciones sexuales con esa persona. En segundo lugar, podemos hablar de la infidelidad sexual, que se produce cuando una persona mantiene relaciones sexuales con alguien que no es su pareja. Por último, podemos hablar de la infidelidad virtual, que se produce cuando una persona mantiene conversaciones íntimas o eróticas con alguien a través de las nuevas tecnologías, como el teléfono móvil o internet.

¿Por qué se produce la infidelidad?

Una vez que tenemos claro qué es la infidelidad, podemos preguntarnos por qué se produce. Aunque no existe una única respuesta a esta pregunta, podemos señalar varias posibles causas. En primer lugar, la insatisfacción sexual es una de las principales causas de la infidelidad. Cuando una de las personas de la pareja no está contenta con su vida sexual, puede sentirse tentada a buscar fuera lo que no encuentra en casa. En segundo lugar, la falta de comunicación y el distanciamiento emocional pueden favorecer la aparición de la infidelidad. Cuando no se habla abiertamente de los problemas de la pareja, cuando se evita el contacto físico y emocional, se puede llegar a sentir que la relación no es lo que era y buscar fuera lo que se cree que se ha perdido. Por último, la rutina y el aburrimiento en la relación también pueden ser factores que favorezcan la infidelidad. Cuando la relación se vuelve monótona y previsible, es fácil caer en la tentación de buscar estímulos fuera de la pareja.

¿Es posible superar la infidelidad en una relación?

Después de haber visto qué es la infidelidad y por qué se produce, llegamos al meollo de la cuestión: ¿es posible superar la infidelidad en una relación? La respuesta no es sencilla, ya que depende de muchos factores, como la gravedad de la infidelidad, la disposición de las personas afectadas a trabajar por la relación, el tiempo que hayan estado juntas, etc. En general, podemos decir que superar una infidelidad requiere una gran dosis de esfuerzo, paciencia y comprensión por ambas partes. La persona que ha sido infiel debe estar dispuesta a reconocer el daño que ha causado, pedir perdón sinceramente, y hacer todo lo posible por demostrar que ha aprendido de su error y que no volverá a ocurrir. Por su parte, la persona que ha sido engañada debe estar dispuesta a perdonar, aunque no olvide, y a trabajar por recuperar la confianza en la otra persona.

Pasos para superar una infidelidad

A continuación, vamos a ver algunos pasos que pueden ayudar a superar una infidelidad en una relación:
  • Hablar abiertamente del problema: es importante que ambas personas se sienten y hablen del problema con sinceridad, sin ocultar nada y sin prejuicios.
  • Pedir perdón y aceptar el perdón: la persona que ha sido infiel debe pedir perdón de forma sincera, y la otra persona debe aceptar el perdón si realmente lo siente.
  • Trabajar en la recuperación de la confianza: esto puede llevar tiempo y esfuerzo, pero es necesario para que la relación siga adelante.
  • Revisar los patrones de comunicación y convivencia: es importante detectar cuáles son los problemas que llevaron a la infidelidad, para poder trabajar en ellos.
  • Buscar ayuda externa si es necesario: en algunos casos, puede ser recomendable acudir a un terapeuta de pareja o a un especialista en sexualidad para trabajar en el problema.
  • No hacer reproches ni humillar a la persona infiel: esto sólo complicará la situación y puede hacer que la otra persona se cierre en sí misma.
  • Aprender de la experiencia: aunque una infidelidad es dolorosa, puede servir para que ambas personas aprendan de ella y para fortalecer la relación si se trabajan los problemas de fondo.

Conclusión

En definitiva, podemos decir que superar una infidelidad en una relación no es fácil, pero tampoco es imposible. Depende de muchos factores, pero sobre todo de la voluntad y el esfuerzo por parte de ambas personas. Si se trabaja en ello y se ponen en marcha los pasos necesarios, es posible recuperar la relación y seguir adelante. Pero para ello, siempre es necesario contar con la sensibilidad y la comprensión de ambas partes, y trabajar de forma conjunta para superar el obstáculo.